Erik Danielsson: “un show de Watain en Sudamérica será algo fuera de lo normal”

El vocalista sueco anticipa la llegada de Watain

A lo largo de sus 20 años de carrera, Watain hizo los méritos necesarios para convertirse en una de las bandas de Black Metal más grandes del mundo. Sin hacer ningún tipo de concesiones y con un fuego que creció con cada nuevo disco, los suecos se hicieron de una reputación donde no faltaron la violencia, la polémica y los shows inolvidables.

Justamente, este mes encuentra a Watain empezando una nueva gira sudamericana que por fin los trae a Buenos Aires. ¿La excusa? la presentación de “Trident Wolf Eclipse”, su quinto trabajo y uno de los discos más destacados que el género dejó el año pasado.

Adelantando el show del 19 de enero en El Teatrito, Jedbangers habló con el bajista y vocalista Erik Danielsson sobre el inevitable desembarco de los lobos en nuestras costas y de la estrecha relación que el grupo tiene con el Metal sudamericano.

Cuando se editó “Trident Wolf Eclipse” a comienzos del año pasado hicieron un show especial donde festejaron el vigésimo aniversario de la banda con una muestra de memorabilia histórica del grupo. ¿Cómo te afectó ver eso complementando la experiencia del show?

¡Esa noche fue un comienzo de año intenso! No solo fue la fecha de lanzamiento del disco, sino que también hicimos el primer show de la gira y presentamos una exhibición sobre los archivos de nuestros 20 años de historia, algo que en sí mismo fue una tarea enorme. Al final salió todo muy bien, y tengo que admitir que la exhibición quedó todavía más grandiosa que lo que habíamos imaginado. Desde los primeros días de la banda fuimos muy meticulosos y guardamos una copia de cada poster, sticker, remera, credenciales de backstage y todo lo relativo a la banda, así que se sintió bien poder mostrar algo de todo eso en lo que fue una ocasión especial. Fue un proyecto enorme que ocupó gran parte del lugar donde tocamos, pero creo que aquellos que estuvieron ahì para verla quedaron bastante contentos de haber sido parte de ella y de haber tenido acceso a un destello tan directo de nuestro pasado.

Hablando de shows, en unos días van a empezar una nueva gira sudamericana. ¿Qué tan diferente es la logística para traer un concierto del grupo al continente?

La logística para una gira como esta es completamente distinta a lo que se hace en Europa, donde en general viajamos en un micro mientras un camión transporta todo lo que usamos sobre el escenario. En Sudamérica, así también como en Australia y Asia, tenemos que volar para cada show, así que desafortunadamente nos resulta imposible llevar más de lo que podemos cargar nosotros en el avión. Esto quiere decir que los shows serán bastante ‘austeros’, pero la verdad es que lo considero un buen desafío porque nos hará enfocarnos en la música como el único medio de comunicación. De todas formas, todavía creo que, para quienes vayan a vernos, un show de Watain en Sudamérica será algo fuera de lo normal. Tendrá más que ver con la intensidad y la fuerza pura y salvaje de la banda en un marco bastante íntimo, algo que estoy seguro que a muchos europeos también les gustaría ver.

Sé que sos fan del metal extremo sudamericano, así que quería saber como fue tu primera experiencia con bandas de este continente. Me imagino que algunos nombres obvios son Sarcófago, Pentagram y Vulcano. ¿Alguien de Argentina?

Sí, las bandas que mencionaste sin dudas fueron algunas de las primeras con las que me obsesioné. También el primer Sepultura y cosas más underground como Death Yell, Bloody Cross, Atomic Agressor, Mortem, Reencarnacion y hasta Inquisition, que en nuestra comunidad eran una leyenda incluso antes de editar su primer disco. En cuanto a Argentina, mi conexión metálica más fuerte allá es esa gran revista llamada Metal y sus viejos números de los ’80 con Venom en la tapa, los cuales conseguí casi enseguida. Estaba completamente obsesionado con esas revistas y especialmente con las publicidades de merchandise, que traían diseños muy raros de bandas como Exciter, Venom, Mercyful Fate o Metallica que acá no se podían conseguir. Después llegué a conocer más sobre bandas argentinas como Hermética, Pappo, Lethal, Rata Blanca, Militia, Escabios, Satanica, etc. Tengo muchas ganas de experimentar la escena argentina y, con suerte, algo del espíritu de la vieja escuela todavía esté presente, pero ahí es donde tengo mi corazón…

Esta gira empieza un año después de la edición de “Trident Wolf Eclipse”. Es increíble que haya pasado tan rápìdo. En tu caso, ¿cuál es tu percepción del disco hoy?

Correcto. Vamos a empezar la gira a casi un año exacto de la edición del disco. Siento como si hubiera pasado bastante rápido, pero cuando me detengo a pensar sobre todo lo que pasó desde ese entonces también siento que fue hace mucho tiempo. Fue un año lleno de energía y de una fuerza salvaje y turbulenta. “Trident Wolf Eclipse” demostró ser una bomba bastante sólida, altamente combustible, impredecible y con la habilidad de abrir nuevos agujeros en las paredes que este mundo levantó entre nosotros y el estruendoso más allá. Hoy se siente mucho más fuerte y que hace un año, lo cual es una buena señal. Es un disco que tuvo un impacto enorme en nuestras vidas y que seguirá teniéndolo durante mucho tiempo.

 

Comments

comments